24h España.

24h España.

Arturo Valls critica radicalización de la juventud en "Mala Persona".

Arturo Valls critica radicalización de la juventud en

Este próximo miércoles 3 de julio llega a los cines la nueva comedia 'Mala Persona', dirigida por Fer García-Ruiz, conocido por su trabajo en 'Descarrilados'. El elenco está encabezado por Arturo Valls, Malena Alterio y Julián Villagrán, quienes dan vida a esta historia sobre Pepe, un personaje amable que decide transformarse en una persona despreciable al recibir la noticia de una enfermedad terminal. La película se aprovecha del cliché de que "ser bueno es ser tonto" y de que "comportarse un poco mal vende", especialmente en un momento donde el populismo y los extremismos están en auge.

Arturo Valls, en una entrevista con Europa Press, menciona que la radicalización de la juventud no lleva a resultados positivos. En tono humorístico, menciona a Vladimir Putin o Pablo Escobar como sus referencias para construir el personaje de Pepe. La película explora cómo Pepe, al adoptar actitudes extremistas, despierta tanto odio como admiración en los demás.

La comedia en 'Mala Persona' reside en la transformación del personaje hacia posturas radicales que desafían a quienes le rodean. El elenco reflexiona sobre la facilidad con la que ciertas personas se sienten atraídas por extremos, algo que se ve reflejado en la sociedad actual.

Malena Alterio destaca su sorpresa frente a las políticas actuales y el director señala el peligro de las redes sociales para difundir mensajes inapropiados. La película invita a aceptar las diferentes formas de pensar y a buscar la convivencia entre opiniones opuestas.

Arturo Valls destaca que su personaje, Pepe, intenta ser malo pero siempre pensando en el bienestar de los demás. Aunque en ocasiones puede excederse, su objetivo final es evitar que lamenten su partida. La dualidad entre la bondad y la maldad es la pieza central de la trama.

Para los protagonistas, el lado más oscuro y rebelde de los personajes resulta más atractivo y divertido. La película explora esta faceta oscuro, desafiando los límites del humor y la corrección política en la sociedad actual.

A pesar de la atracción hacia lo oscuro, los actores mantienen un equilibrio entre divertirse con ese lado y generar un ambiente positivo a su alrededor. La película trata de recordar la importancia de estar alerta y no permitir que se abuse de uno en un mundo complejo y cambiante.