24h España.

24h España.

El Gobierno destina 350 millones de euros al impulso de la electrificación del automóvil con el plan Moves III.

El Gobierno destina 350 millones de euros al impulso de la electrificación del automóvil con el plan Moves III.

El Gobierno, en su apuesta por promover la movilidad sostenible, ha decidido destinar hasta 350 millones de euros adicionales a la extensión del programa Moves III para la compra de vehículos eléctricos. De este presupuesto, 200 millones provienen de los Presupuestos Generales del Estado y los 150 millones restantes son parte de una reasignación de fondos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, según han informado fuentes del Ministerio para la Transición Ecológica a Europa Press.

Con esta ampliación, el plan Moves III contará con un total de 1.550 millones de euros en fondos. Además, el Gobierno ha lanzado nuevas líneas de incentivos para fomentar la electrificación en la movilidad: 50 millones para un nuevo Moves Flotas Plus destinado a acelerar la electrificación de las flotas de empresas, y 150 millones para Moves Corredores con el objetivo de financiar la expansión de puntos de recarga.

Además de estos programas, se ha anunciado la apertura de una consulta pública previa a la elaboración de un Real Decreto que regulará un nuevo mecanismo de créditos de electricidad renovable (e-credits) en el sector del transporte. Esto permitirá justificar la introducción de electricidad de origen renovable en el transporte, contribuyendo al cumplimiento de los objetivos específicos de la Unión Europea para 2030, que establecen un 29% de energía renovable en el sector.

Por otra parte, los e-credits podrán ser vendidos a los operadores de combustible que tienen la obligación de incorporar energía renovable en el mercado, creando así un sistema de incentivos que impulsará la transición hacia una movilidad más limpia y sostenible.

Finalmente, se ha anunciado una ampliación de 50 millones de euros para el programa Moves destinado a vehículos pesados, el cual fue inicialmente dotado con 400 millones de euros. Esta medida busca fomentar la renovación del parque automovilístico hacia modelos más respetuosos con el medio ambiente y contribuir a la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero.