24h España.

24h España.

Abalos denuncia justificación de Cerdán para infringir código ético del PSOE: "No hay mérito en saltarse las normas"

Abalos denuncia justificación de Cerdán para infringir código ético del PSOE:

El exministro José Luis Ábalos ha vuelto a expresar su desacuerdo con la suspensión de su militancia por parte del PSOE tras la detención de su ex asesor Koldo García Izaguirre, una medida que planea impugnar. Criticó al responsable de Organización, Santos Cerdán, por tratar de justificar el hecho de haber violado el código ético del partido: "Saltarse las normas no es algo digno de reconocimiento", resumió.

En la comisión de investigación del Senado sobre el 'caso Koldo', Ábalos explicó que según las normas del PSOE, se solicita la renuncia al cargo cuando una persona está imputada y se inicia el juicio oral. Sin embargo, él no está siendo investigado, por lo que considera que la dirección del partido actuó de manera precipitada, vulnerando sus derechos individuales.

Para Ábalos, es fundamental que los proyectos políticos respeten los derechos de las personas, ya que lo contrario podría derivar en proyectos autoritarios. "No hay proyectos que valgan la pena si socavan los derechos de las personas", advirtió.

Según los estatutos, Ábalos sostiene que debería haber mantenido su cargo, al igual que hizo con otros compañeros durante su etapa como secretario de Organización. A pesar de ello, la dirección federal decidió suspender su militancia y Santos Cerdán le exigió que entregara su acta de diputado.

El actual 'número tres' del PSOE admitió en la comisión de investigación del Senado que decidieron actuar "más allá" del código ético del partido al pedir la renuncia de Ábalos como muestra de ejemplaridad. "La ejemplaridad no está en violar las normas, sino en hacerlas cumplir", replicó el exministro.

Ábalos señaló que varios ex cargos públicos del PSOE y del PP que habían enfrentado circunstancias similares le aconsejaron no renunciar, ya que de hacerlo, se convertiría en "un cadáver civil", no solo político. A pesar de todo, Ábalos no planea reconocer ninguna culpa, ya que considera que no ha cometido ninguna falta.

Aunque la decisión del PSOE se basa en "indicios de culpabilidad" y ha afectado su reputación, Ábalos cree que la opinión pública le trata mejor que su propio partido.